El arroz en Asia va más allá del tema comestible y ya te hemos enseñado cómo aprovechan los asiáticos el arroz para sus rituales de belleza, ahora te mostraremos la parte más desconocida de Asia respecto al arroz: los dulces.

Uno de los países asiáticos conocido por sus postres es Japón, pero los postres conocidos son muy modestos y no pasan del helado de sésamo, té verde y dulces con té matcha*. No parecen muy golosos, pero en realidad son particularmente dulceros.

*Por si no lo sabías, Matcha es un té verde molido que se toma en las ceremonias japonesas. Es uno de las bebidas más populares en Asia ya que se le atribuyen grandes beneficios como reducir el estrés, estimular las defensas, reducir el colesterol y combatir el cáncer.

El tipo de dulce más consumido, variado y artístico a base de arroz es el Wagashi, por ejemplo, es un conjunto de elaboraciones dulces que representan más que un postre. Está hecho a base de arroz glutinoso o dulce, que le da una textura gelatinosa, muy diferente a las gomitas o gelatinas que comemos en occidente; también tiene anko o salsa soja, una salsa hecha con frijoles rojos orientales, y fruta. Son un acompañamiento indispensable a la hora del té.

Hay 27 tipos de wagashi. En este artículo te mostraremos los más lindos, curiosos y deliciosos. En general todos tienen lo mismo, pero varía el orden de sus ingredientes, las cocciones y las presentaciones

El Daifuku, es un pastelito de arroz con diferentes rellenos y fruta. Es famoso porque viene en tres lindos colores pasteles: rosado, verde o blanco. Muchas veces está recubierto con polvo de cacao o azúcar. Su nombre significa buena suerte.

Dulces de arroz - Daifuku Dulces de arroz – Daifuku

El Botamochi, es una bola de arroz no glutinoso con arroz mochi. Para este, el arroz se remoja durante seis horas, luego se hierve con salsa anko y se envuelve en la misma salsa. Posteriormente se hacen bolita. El mismo postre se nombra de diferentes maneras según las estaciones del año.

Dulces de arroz - Botamochi Dulces de arroz – Botamochi

El Dango, es una bolita de arroz dulce más pequeña y pegajosa. Hecha con harina de arroz envuelta en azúcar. Viene de los mismos tres colores pasteles: rosado, blanco y verde y se sirve en un pincho de tres bolitas. También se come con el té.

Dulces de arroz - Dango Dulces de arroz – Dango

El Yatsuhashi, es una hoja fina de mochi, harina de arroz, azúcar y canela. En muchas partes la doblan en forma de triángulo alrededor de una bola de anko. Se hace horneado o blandito sin hornear.

Dulces de arroz - Yatsuhashi Dulces de arroz – Yatsuhashi

El Manju, es un pastel al vapor hecho de harina, polvo de arroz, alforfón y relleno de anko y azukar. Lo más atractivo de estas golosinas es que se hacen con diferentes formas curiosas y bonitas: animales, frutas y más.

Dulces de arroz - Manju Dulces de arroz – Manju

Así que si quieres visitar esta cultura no olvides que es indispensable que busques estos fabulosos dulces, incluso puedes intentar hacer algunos.